abr
30

Una fotografia no se toma, se hace

Autor // David Guarch
Publicado en // Sin categoría

Acuarios Low-Tech

Hoy el curso llega a su fin, después de casi un año con el montaje y mantenimiento del acuario ha llegado el momento de hacer las fotos. Al final por imprevistos no las podremos presentar a concurso, pero bueno, el curso ha servido para adquirir unos conocimientos que servirán para que en un futuro podamos hacer otros montajes aún más impresionantes.
Básicamente el material que necesitamos para la sesión fotográfica es:

  • Cámara réflex (si tiene la opción raw mucho mejor)
  • Trípode
  • Flash (lo usaremos para iluminar el acuario de forma cenital)

Para hacer la foto un poco más curiosa y creativa podemos utilizar:

  • Cartulina blanca o negra para el fondo
  • Un secador de pelo para provocar ondulaciones en la superficie del agua
  • Algún colega que nos ayude a hacer que los peces se agrupen
  • Imaginación para hacer que el resultado sea impactante

Preparando la camara

Mantenimiento acuario Low-Tech

Si eres aficionado a la fotografía sabrás que al tirar la foto hay que tener en cuenta la velocidad de obturación (v), la abertura del diafragma (f), la ISO y el balance de blancos (wb).

Velocidad de obturación (v)

Es el periodo de tiempo durante el cual está abierto el obturador de una cámara fotográfica. Se expresa en segundos y fracciones de segundo, los tiempos de exposición de una cámara fotográfica suele oscilar entre los 30 segundos y 1/8000 de segundo en las mejores cámaras.

La velocidad es alta si es superior a los 1/60 segundos; esto hace que el obturador permanezca abierto muy poco tiempo dejando pasar menos luz, el resultado final es congelar o reducir notablemente el movimiento.

La velocidad es baja si es inferior a los 1/60 segundos; esto hace que el obturador permanezca abierto más tiempo dejando pasar más luz, el resultado final es conseguir imágenes movidas, desplazadas, dando una sensación de desplazamiento. Es recomendable usar un trípode para evitar posibles movimientos de la cámara por el pulso.

Abertura del diafragma (f)

Para el montaje de un acuario Low-Tech se puede usar cualquier tipo de sustrato que haya en la tienda especializada en Aquariofilia, que nos guste y que pegue con nuestra idea de paisajismo.

Un factor muy importante es la luz (especialmente en este tipo de acuarios), un exceso de luz en el 99,9% de los casos provoca algas, no mejoramos el crecimiento de nuestras plantas con una gran cantidad de luz. Para la cantidad de luz se usa la regla de Wattio por Litro.

Para asegurarnos que el filtro es el ideal para la instalación es bueno que sea capaz de filtrar 15 veces la capacidad del acuario por hora, ha de crear una corriente que circule por todo el acuario evitando poner obstáculos en la salida. Con la corriente que circula por todo el acuario conseguimos que se repartan los nutrientes para que todas las plantas los utilicen.

Al tener un acuario Low-Tech hemos de tener en cuenta que las exigencias de las plantas que vayamos a poner han de ser las que el acuario es capaz de ofrecernos, no pongas una planta que necesite mucha cantidad de luz si no se la podemos dar, a no ser que tengamos una pantalla adecuada.

Y por último hemos de pensar en los peces que vayamos a clocar (por suerte tenemos 1 mes para pensarlo, hay que esperar a que el acuario haya madurado). Para empezar plantéate en poner durante una semana unas gambas y algunos ottos para que vayan limpiando las posibles algas que hayan aparecido durante el proceso de maduración del acuario. Para saber exactamente que peces puedes colocar en tu acuario tienes que saber la dureza del agua para saber que peces son compatibles, por eso es mejor que vayas a la tienda especializada en Aquascape para que te aconsejen de la clase de peces que puedes poner en el acuario.

Sin CO2 o con CO2 ¿De parte de quién estas?

Trackback desde su sitio.

Comentarios (1)

Deja un comentario